Kerry le dijo Sisi al egipcio

Kerry le dijo Sisi al egipcio

Fuente:Paginas 12,23/06/2014 08:57 am


PAGINAS 12


El canciller norteamericano garantizó a su aliado Al Sisi que la multimillonaria asistencia militar se está normalizando.


El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, hizo ayer una escala sorpresa de unas pocas horas en El Cairo para apoyar al nuevo presidente electo, el general golpista Abdel Fatah al Sisi, y garantizar a su aliado que la multimillonaria asistencia militar se está normalizando. “El principal de-safío de este gobierno es dar oportunidades económicas a los egipcios, y los Estados Unidos, junto con los sauditas y los Emiratos, colaborarán con el bienestar económico de Egipto”, manifestó Kerry en una conferencia de prensa organizada junto con su par egipcio, Sameh Shukri, transmitida por la cadena de noticias CNN. Sin embargo, el jefe de la diplomacia estadounidense, en su primera visita a El Cairo desde la elección de Al Sisi que tuvo lugar a fines de mayo, evitó referirse a nuevos acuerdos de cooperación económica y comercial, e informó que Washington liberó hace diez días 570 millones de dólares de ayuda militar.

Esa porción de los 1500 millones de dólares que Washington envía cada año a Egipto para reforzar y modernizar las fuerzas armadas del país africano había sido suspendida en 2013 luego de que el gobierno interino, producto de un golpe de Estado, lanzara una campaña de represión sistemática contra la oposición islamista. Al Sisi, el jefe militar que encabezó el golpe contra el presidente islamista Mohamed Mursi y que luego se convirtiera en el hombre fuerte del gobierno interino, fue la cara visible de esa campaña de redadas, represión y persecución, que dejó más de mil muertos y muchos más dirigentes y militantes detenidos, procesados y algunos hasta condenados a pena de muerte.

La semana pasada, una Corte volvió a condenar a cerca de 200 islamistas a la pena de muerte, entre ellos al líder máximo de la Hermandad Musulmana, la organización islamista conservadora que llevó a Mursi al poder en las elecciones de 2012 y que desde el golpe de Estado –que tuvo lugar en julio del año pasado– encabeza la oposición. Durante su corta visita, antes de partir hacia Amman y luego rumbo a Europa, Kerry se reunió con su par egipcio y con el propio Al Sisi.

Las críticas del secretario de Estado al nuevo gobierno egipcio fueron, como mucho, tibias. “Creemos que, en términos generales, el gobierno egipcio necesita una actitud política muy incluyente, lo que implica encontrar formas de tender una mano a la Hermandad Musulmana”, aseguró Kerry a un grupo de periodistas antes de reunirse con el presidente y el canciller egipcios.

El funcionario norteamericano subrayó que Wa-shington no comparte la opinión del gobierno egipcio de que la Hermandad Musulmana mantiene vínculos con grupos extremistas como Ansar Beit al Maqdis, la milicia que desde el levantamiento popular que terminó con el todopoderoso Hosni Mubarak en 2011 opera en la Península del Sinaí.

“No tenemos información que corrobore ese tipo de vínculos. Pedimos a los egipcios que compartan esa información con nosotros”, explicó Kerry. Pese a esa diferencia, el secretario de Estado recalcó que la Casa Blanca apoyará al gobierno de Al Sisi “en este momento crítico en la transición que vive Egipto”, y prometió que el resto de los 1500 millones de dólares de ayuda militar volverá a fluir hacia las fuerzas egipcias en poco tiempo.

Otro ejemplo de esta voluntad de desbloquear la cooperación militar es la entrega de varios helicópteros Apache, anunció el jefe de la diplomacia estadounidense. Kerry se comprometió a continuar con el apoyo económico estadounidense para ayudar a Egipto a proveer estabilidad a su pueblo. Sin embargo, varios responsables del Departamento de Estado que acompañan a Kerry en este viaje instaron a Egipto en un comunicado a adoptar “pasos adicionales hacia la democracia” para que las relaciones bilaterales vuelvan a ser como eran, aunque reconocieron la dificultad de la transición que vive el país árabe.

Y expresaron, asimismo, la preocupación de Washington por la detención de activistas políticos y las recientes condenas a muerte contra islamistas en Egipto, entre otras cuestiones. Como explicó una y otra vez el jefe de la diplomacia de la administración Obama, Egipto es considerado un país clave para la estabilidad regional, que incluye profundos y complejos conflictos como el israelí-palestino, la creciente guerra sectaria en Irak y la devastadora guerra civil en Siria que ya lleva más de tres años.

Por otra parte, el secretario de Estado se mostró confiado en el compromiso del presidente egipcio de revisar las leyes de derechos humanos. Kerry tiene la impresión de que el mandatario egipcio “está comprometido con la revisión de las legislaciones de derechos humanos y de la Justicia” en Egipto. Shukri destacó las buenas relaciones que unen a su país con Estados Unidos y la necesidad de eliminar cualquier malentendido. El ministro aludió así al enfriamiento de la cooperación entre ambos países desde el golpe contra Mursi.

Niños solos, el drama de la inmigración



 






La conversación

Enviar Comentario


 
0
Comentarios
 
X


Agregar comentario nuevo



*NOTA: Su correo no será publicado.
Obtener una
nueva imagen
 


Enviar a un amigo



X
+ Agregar otro destinatario
Puedes agregar hasta 10


Obtener una
nueva imagen
 

Los más enviados





Twitter en vivo








Anúnciese en Transdoc

X bienvenido_login.png

X bienvenido_login.png


Ingresar a mi cuenta