En Europa, los bancos pagan a sus deudores

En Europa, los bancos pagan a sus deudores

Fuente:wsj,15/04/2015 07:28 am

Por Patricia Kowsmann, en Lisboa, y Jeannette Neumann, en Madrid

La caída de las tasas de interés en Europa ha colocado a algunos bancos en una posición inédita: ser deudores de sus propios deudores.

Por lo menos un banco español, Bankinter SA BKT.MC +1.76% —séptimo mayor prestamista del país por valor de mercado— ha estado pagando intereses sobre sus hipotecas a algunos clientes. Tales pagos se concretaron mediante deducciones al capital adeudado por los clientes.

Este es sólo uno de los problemas creados por la caída de las tasas de interés por debajo de cero, lo que se conoce como tipo de interés negativo. Los bancos europeos se ven obligados a reconfigurar los programas de sus computadoras, actualizar sus documentos legales y rediseñar sus hojas de cálculo para dar cuenta de las tasas negativas.

Las tasas de interés se han reducido abruptamente, entrando en algunos casos en territorio negativo, luego de que el año pasado el Banco Central Europeo (BCE) tomara medidas para impulsar la economía de la zona euro. Esas medidas incluyeron el recorte de sus propias tasas sobre depósitos. En marzo, el BCE también puso en marcha un programa de compra de bonos, para reducir los rendimientos de la deuda de la zona euro con la esperanza de fomentar los préstamos bancarios.

En países como España, Portugal e Italia, la tasa de interés base utilizada para muchos préstamos, especialmente las hipotecas, es la tasa europea de oferta interbancaria o Euribor. El Euribor se basa en lo que le cuesta a los bancos del Viejo Continente prestarse entre sí.

Los bancos fijan las tasas de interés de muchos de sus préstamos agregando un pequeño porcentaje a una tasa de referencia como el Euribor. La caída de estas tasas por debajo de cero ha planteado a algunos bancos la paradoja de tener que pagar intereses a quienes les pidieron prestado.

Con la esperanza de evitar el gasto que significaría tener que pagar a sus prestatarios, las instituciones prestamistas están recurriendo a los bancos centrales para recibir orientación. Pero lo que están escuchando no es reconfortante.

El banco central de Portugal, por ejemplo, recientemente dictaminó que si el Euribor más cualquier margen adicional cae por debajo de cero, los bancos deberían pagar intereses a los préstamos existentes. El banco central, sin embargo, dijo que los prestamistas tienen la libertad de tomar “medidas cautelares” en los contratos de futuros. Más de 90% de los 2,3 millones de hipotecas en Portugal tienen tasas variables ligadas a Euribor.

En España, un portavoz del banco central dijo que están estudiando el tema. La gran mayoría de las hipotecas en ese país tienen tasas que suben o bajan en función del Euribor a 12 meses, dijo Irene Peña, economista de la Asociación Hipotecaria Española. Actualmente, esa tasa es 0,187%.

Los banqueros italianos, por su parte, están a la espera de la orientación de su asociación bancaria, ya que los contratos de préstamo no incluyen ninguna cláusula sobre lo que deberían hacer si las tasas de referencia caen por debajo de cero. En Italia, aproximadamente la mitad de las hipotecas tienen tasas variables, la mayoría de ellas vinculadas a Euribor, según el agente hipotecario Mutuionline. Otros países, como Alemania, a menudo usan tasas fijas.


En España, Bankinter se ha visto obligado a deducir los pagos del capital del préstamo de algunos de sus clientes hipotecarios porque la tasa de interés ligada al franco suizo que usan como referencia ha caído en territorio negativo.

El Banco Nacional Suizo puso fin en enero a una política de tres años y medio de limitar la fortaleza del franco suizo frente al euro. Esto propulsó a la moneda suiza por encima de la divisa común europea y del dólar estadounidense y llevó las tasas de los depósitos bancarios a territorio negativo. La decisión de dejar de ponerle un techo al fortalecimiento del franco fue tomada para aliviar la presión sobre los exportadores suizos, muchos de los cuales dependen de la zona euro para sus ventas.

Durante el frenesí de construcción de viviendas en España a mediados de la década pasada, Bankinter emitió hipotecas ligadas a la iteración mensual del franco suizo con la tasa interbancaria de Londres, o Libor. En ese momento, los clientes se sintieron atraídos porque la tasa franco suizo-Libor era inferior a la Euribor, la tasa de referencia tradicional para las hipotecas españolas.

“Voy a poner mi estado de cuenta bancaria en un cuadrito en la pared, para mostrar que Bankinter me está pagando intereses sobre mi hipoteca”, dijo un cliente en Madrid. “Esto es historia financiera”.

En 2006, este cliente tomó una hipoteca de aproximadamente 500.000 euros, o US$530.000, atada a la tasa franco suizo-Libor más 0,5 puntos porcentuales. Desde entonces, el franco suizo Libor ha caído lo suficiente como para que su tasa de interés hipotecaria sea hoy negativa.

En realidad esto no es una buena noticia para esta persona, porque mientras que la tasa franco suizo-Libor ha caído, el franco suizo se ha revalorizado frente al euro. Esto significa que el valor en euros de su deuda hipotecaria total con Bankinter, denominada en francos suizos, también aumentó. Bankinter cuenta con pocas hipotecas referenciadas a un tipo Libor negativo, dijo un portavoz, que no quiso dar una cifra.

Un ejecutivo de otro banco español dijo que en los últimos meses su banco ha comenzado a poner un piso a la tasa de interés de miles de préstamos comerciales a corto plazo atados a las variaciones a corto plazo de la Euribor. La tasa Euribor a dos meses es -0,004%. Para los nuevos préstamos, el banco está aumentando el porcentaje que cobra a los clientes por encima de la Euribor.

El ejecutivo agregó que cientos de miles de préstamos adicionales se verán afectados si los tipos de interés Euribor a mediano plazo entran en terreno negativo. La tasa a seis meses se encuentra actualmente en 0,078%.

Mientras tanto, algunos prestatarios españoles no han encontrado alivio.

En noviembre, un juez de Madrid falló en contra de un cliente del Banco Santander SA, SAN +0.27% quien dijo que dos años atrás ese banco —el mayor de España— le puso incorrectamente un piso a su hipoteca, y que por lo tanto le debía dinero. El demandante había sacado una hipoteca en 2005 a una tasa fija de 2% en el primer año y Euribor menos 1,1 puntos porcentuales a partir de entonces. El demandante dijo que el banco ahora le debía dinero.

Para reforzar el argumento de que un banco no debería tener que pagar a un deudor por un préstamo, el juez citó una declaración de junio de 2014 del Banco de España, en la que se afirma que en condiciones como éstas los bancos no deberían pagarles a sus clientes sino más bien aplicar una tasa de interés cero. El portavoz del Banco de España dijo que esa declaración fue emitida por el área de servicio al cliente de la entidad, que normalmente responde a casos particulares. El Banco de España no ha emitido una decisión válida para todo el sistema financiero acerca de cómo deberían actuar los bancos cuando las tasas de interés sean negativas, agregó el vocero.

En Portugal, las tasas de interés de la mayoría de las hipotecas están vinculadas a un promedio mensual de Euribor a tres y seis meses. Ambas tasas se han hundido y están justo por encima de cero.

João Coelho da Silva, un corredor de bienes raíces de 53 años en Lisboa, ha visto sus pagos hipotecarios caer de alrededor de 450 euros por mes, cuando empezó a pagar en 2008, a 235 euros actualmente, gracias a la caída de Euribor a tres meses. “Con la economía en tan mal estado, estos ahorros mensuales son más que bienvenidos”, dijo da Silva.

 

La deuda bilateral germano-griega






La conversación

Enviar Comentario


 
0
Comentarios
 
X


Agregar comentario nuevo



*NOTA: Su correo no será publicado.
Obtener una
nueva imagen
 


Enviar a un amigo



X
+ Agregar otro destinatario
Puedes agregar hasta 10


Obtener una
nueva imagen
 

Los más enviados





Twitter en vivo









X bienvenido_login.png

X bienvenido_login.png


Ingresar a mi cuenta